miércoles, 17 de diciembre de 2008

A casa vuelve


He vuelto a ti. Eres tú
La que regresa
Como un soneto al mando de la brisa
O el lúcido entusiasmo de la fiebre.


3 comentarios:

fmop dijo...

Sencillos y emotivos versos que, en su titular, recuerdan parte de ese anuncio navideño tan afamado.

Un saludo.

Juan Poz dijo...

Sí, fmop, pero el autor ha tenido la delicadeza de ahorrarnos el "pastelón", el empalago sentimentaloide de esa publicidad cavernícola. Y sí, regresa; pero, a veces, se ausenta y nos deja huérfanos de la única pasión.

Aaoiue dijo...

Qué extraña firmeza tienen tus versos flamígeros entre la neblina aterecida de la imagen. Pura repostería que el verbo del título redondea con su bola de tiempo vaciado. Un placer para mis sentidos porque además de todo, tiene eso, sentido.