lunes, 30 de abril de 2007

El cortijo wikipédico


Para disfrutar de ciertas cosas conviene ignorar su funcionamiento. Alas, a mí me ha tocado hurgar un poco en los entresijos de la Wikipedia española, una experiencia por la que ya pasaron otros, y cuyo resultado siempre es el mismo: mientras tú dialogas con tus mejores argumentos, un grupito de matoncetes te está esperando con la cachiporra. En algún momento, lo que creíste diálogo se interrumpe, un burócrata estaliniano decide que eres malo malísimo y se te declara oficialmente expulsado de la Enciclopedia libre-pero-dentro-de-un-orden. Mientras tú no puedes contestar, el corifeo del Comité Central explica que has sido depurado, y en adelante sólo se te nombrará para meter miedo a futuros disidentes y evangelizar con tu mal ejemplo a los pobres de espíritu.

No se entienda que desaconsejo el uso o la colaboración con uno de los empeños más nobles de la Red. Mientras uno no se cruce con los dueños del cortijillo, lo que se ve de la Wikipedia es una parte tan real como la otra: una multitud encantadora de usuarios construyendo de buena fe, autogestionariamente, un recurso informativo formidable. Que a un organismo así le crezca un cáncer orwelliano entra dentro de lo previsible (la gravedad, que decía aquélla). Si la Wikipedia será capaz de reponerse de los que se creen sus dueños, está por ver. Entretanto, rasquen la purpurina bajo su propia responsabilidad —o evítense el susto y sigan disfrutando de su cutis soleado.

*

Y bien, esta vez la gracia pudo a la gravedad. Gracias mil a quienes han deseado que fuera así y han ayudado a que sucediera.

**

Del último asterisco acá, novedades: demostrando lo infundado de mis críticas, esta entrada del blog me ganó la expulsión definitiva del rancho. Para que luego digan que esta gente no sabe encajar las críticas. Que Dios se lo pague con una conciencia tranquila.


***

Novedades a 16 de marzo de 2008: el inquisidor obtuso que me expulsó de Wikipedia y buena parte de su cuadrilla son historia. Incapaces de afrontar la respuesta que sus desmanes han generado, abandonan el barco. No es que me lo crea mucho (pienso que volverán, con el nombre infame que tenían u otro), pero no deja de ser un gran momento. Brindo por ello.

****

Últimas noticias (30 de abril del 08): ahora que ya no es su cortijillo particular, a estos tipos la suerte de la Wiki les es, dicen, indiferente (en realidad, desean que se hunda, para que el mundo admita que sin ellos no es nada). Muy instructivo.

*****

Y seguimos: este trabajador ejemplar no lleva bien que los desterrados al Vacío eterno demos muestras de vida. Habla de muertos, el tío cenizo. Consejos vendo...

******

Me escriben hoy, 25 de junio de 2009, para comunicarme que estoy desbloqueado. La eternidad no es lo que era. Mejor así. Gracias.


16 comentarios:

jesus dijo...

Ejecutivo ejecuta
Realidad que se conmuta
Gusanos por purpurina
Todo limpio en la oficina

Al59 dijo...

Así es. Como canta Chicho,

La muerte muriendo
y el río riendo
y el papa paciendo
y el lirio liriendo
y el credo creyendo
y adán sin atuendo
de estrella en estruendo
reverdinaciendo
muriendo
muriendo la fidelidad
sin fe.

fmop dijo...

Me da en la nariz un cierto tufillo fascista y autoritario en la Wikipedia. En cierta ocasión pude comprobar el grado de desconocimiento de ciertos temas y la prepotencia por imponer sus posturas. Sabía quien había elaborado un texto original que otra página ‘web’ recogía. Los wikipedios daban por original la copia y rechazaban la auténtica.
Fui más allá y trata de colocar información local que por mi trabajo manejo de primera mano -y dan fe los medios de comunicación-, sin embargo fue rechazada por un tipo de Nicaragua. Pregunté entonces cómo este 'listillo' podría tener más conocimiento de mi realidad inmediata que yo, una información que podía ser contrastada en medios locales y archivos y publicaciones. En fin lo dicho Al.

Al59 dijo...

Un viaje por la Red da para un muestrario tremendo de desencuentros. Lo peor es que en mi caso concreto me siento aún vinculado a ese proyecto, que me apasiona. Estoy intentando arreglar la parte que me toca. No tengo muchas esperanzas, pero por intentarlo no quedará.

fmop dijo...

Ánimo amigo, igual tienes suerte y encuentras alguien que razone un poco dentro de la Wiki.

Dr Infarto dijo...

Y luego te dicen que discutas, como si te fueran a hacer caso. Se creen los guardianes de la verdad, cuando lo único que hacen es imponer sus prejuicios.

Dr Infarto dijo...

PD: Pero claro eso es lo que ocurre con todo el que se autocondecora como tal

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

Si lo sabré yo, que si buscas mi nombre y apellido en la wiki me han desterrado para siempre de ese paraíso democrático.


Les hago frente a los mierdosos del espionaje orwelliano.
Y lo disfruto tanto.



Sobre tu ciento volando, que recuerda al decrépito loro de Sabina, te diré, por si queda un solo ser humano que lo ignore: que es un miserable. Me ocultó, me escamoteó el lujo con que él agasaja a sus putas y no pienso perdonarle la infamia.


Soy una mina fiel a mis principios.
Ya ves.

Al59 dijo...

Nuestro Ciento Volando viene de 1990, o sea quince años antes de Sabina (como poco).

planseldon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
planseldon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Dodo dijo...

Mucho ladrar, pero al final fuiste a pedir por favor que te desbloquearan porque llevabas dos años portándote bien (supongo que los blogs no cuentan, salvo el mío). Muy ilustrativo. :P

Al59 dijo...

Hombre, Dodo. Gracias por darme la oportunidad de aclarar que en esta ocasión la iniciativa no fue mía, ni tuve noticia de la misma hasta que me llegó, por sorpresa, la resolución. En ocasiones anteriores sí había reclamado, acogiéndome al mecanismo previsto, con un resultado fácil de prever, si uno considera las circunstancias. Esta vez, algún bibliotecario repasó por su cuenta el caso e hizo la propuesta oportuna. Una grata sorpresa.

Dodo dijo...

Yep. El mundo está lleno de gratas e inesperadas sorpresas. :P

Al59 dijo...

Además de no saber qué hacía yo metiendo las narices donde no se me había perdido nada, no entiendo qué error creí subsanar con la primera intervención. (¿Quizá lo del piloto automático entre tanto personaje grecolatino me pareció un vandalismo?)

Dodo dijo...

Sí, será eso...